Gobiernos progresistas y 4T: la peligrosa política del equilibrismo

El proyecto de la 4T camina sobre la teóricamente posible complementariedad Estado-mercado, entre el rol arbitral, consensual y de compromiso entre clases: un equilibrio inestable y efímero entre soberanía e intereses estadounidenses, entre fuerza estatal regulatoria y capital transnacional, entre hegemonía-mayoría política y reorganización-ataque de la derecha.

Obrador: Progresismo Nacional Popular

La 4T no es un proceso de protagonismo desde abajo.  El progresismo no es autodeterminación popular sino su negación. Si la base popular del progresismo no es capaz de movilizarse como sujeto colectivo, perderá la dimensión emancipatoria de lo político y se dirigirá hacia el modo que hizo colapsar también a otros progresismos sudamericanos.

La batalla del aeropuerto. Elementos para un balance político.

El conflicto sobre la construcción del NAIM sintetiza una serie de antagonismos y choques de fuerzas que necesitan análisis e interpretación. Comenzamos por analizar las contradicciones estructurales del proyecto aeroportuario. Hablamos luego de la movilización en red de la campaña #YoPrefieroElLago. Finalizamos con el proceso de polarización social acelerado con la cancelación del aeropuerto en Texcoco.

4 mitos sobre el aeropuerto de Texcoco a los que debes renunciar

La batalla del aeropuerto no es una decisión técnica. Es una expresión de una contradicción, entre el capital y la naturaleza, entre el mercado y las formas de vida comunitarias; entre el poder empresarial y el gubernamental, entre las elites y las clases subalternas. Es una batalla entre el dinero y la vida. Una batalla decisiva de nuestro tiempo.

1 de julio: insubordinación electoral y nueva hegemonía

La fuerza simbólica de los electores puso en crisis a los partidos otrora dominantes y se opuso –aunque débil y titubeante– al gran poder económico. Sin embargo, ha construido las bases también de un nuevo presidencialismo, entregado la mayoría parlamentaria a un solo partido y otorgado una aceptación relativa de lo que afirmamos se constituye como una potencial nueva hegemonía.

Régimen autoritario deformado.

El viejo régimen ya no existe, pero perdura. El sistema autoritario mexicano del siglo XX se ha ido, mas muchos de sus rasgos siguen funcionando. Ya no gobierna una sola fuerza partidaria, pero todas gobiernan de manera similar. Si bien hay reglas formales para la disputa por el poder, las informales determinan el proceso. Todo el nuevo sistema se pone en cuestión ante la evidente impunidad, corrupción y represión característica del nuevo sistema de partidos.

De la resistencia al germen de la autonomía: los campesinos opositores a la presa La Parota

“La tierra no se vende, no se puede comprar algo que no está a la venta (…) no vamos a ceder ni un centímetro cuadrado de nuestra tierra, ahí están enterrados nuestros muertos, ahí nacimos y ahí nos vamos a morir. Es México, es Guerrero, son los campesinos rebeldes del Consejo de Ejidos y Comunidades Opositores a la Presa La Parota

“Mapuche: resistiendo al capital y el Estado”.

Caracterizamos al movimiento mapuche en Chile, en especial a una de sus múltiples expresiones: la Coordinadora Arauco Malleco (CAM). La triada entre el pueblo mapuche subalternizado en abierto antagonismo y lucha contra el capital y el Estado es el centro de nuestro análisis. El pensamiento de la CAM se enmarca en un proceso de largo aliento de reconstitución y resurgimiento de las identidades étnicas.

Acapatzingo: construyendo comunidad urbana

La experiencia de Acapatzingo y del resto de los asentamientos de la OPFVII es una muestra viva de que la comunidad urbana existe a contracorriente del mercado y del Estado. Estas maneras de estar, de habitar, de pensar y de hacer juntos, es decir, de manera comunitaria, son la base emancipatoria para repensar lo material, lo urbano, la gestión colectiva y la posibilidad de un mundo otro.