Grecia: la rebelión que no cesa

En las calles, en plaza Syntagma surge la rebelión de la gente común, que rápidamente se politiza frente a los engaños y el control de sus vidas como si fueran títeres por los banqueros, los poderosos de Europa y los gobiernos griegos, reducidos a gerentes administradores de Grecia. Algo pasa en plaza Syntagma en Atenas. Algo pasa en el mundo

Occupy Wall Street. El señalamiento abrasador de la dignidad

Se han atrevido a decir lo obvio pero que apenas hace unas semanas parecía imposible escucharlo en los diarios y frente al emporio financiero. Hicieron lo que otros no se animaron, o no pudieron o simplemente pensaron imposible: señalar con sus cuerpos a banqueros, especuladores e inversionistas: el corazón del capital y del imperio; y el señalamiento ha sido severo: ¡culpables!.